En este momento estás viendo Aspectos prácticos sobre la Ley de Emprendedores: autorizaciones de residencia para emprendedores (Parte I)

Aspectos prácticos sobre la Ley de Emprendedores: autorizaciones de residencia para emprendedores (Parte I)

En nuestro artículo de hoy tocaremos una serie de aspectos prácticos relacionados con la manera en que la administración viene interpretando la conocida como Ley de Emprendedores, en lo que a las materias de extranjería y autorizaciones de residencia se refiere.

Esta cuestión nos parece muy importante a la hora de preparar y presentar este tipo de expedientes ante la Unidad de Grandes Empresas y Colectivos Estratégicos (UGE-CE), ya que actualmente no existe un reglamento de desarrollo de dicha ley que clarifique sus diferentes cuestiones interpretativas y procedimentales.

La creación de un entorno regulatorio favorable a la inversión y a la atracción del talento es uno de los principales objetivos de la Ley de Emprendedores y su internacionalización. Esta normativa establece las condiciones para la entrada y permanencia en España, por razones de interés económico, de los ciudadanos extranjeros que acrediten su condición de inversores, emprendedores, profesionales altamente cualificados, investigadores, trabajadores que efectúen movimientos intraempresariales y teletrabajadores internacionales (nómadas digitales).

IMPORTANTE: este artículo tiene una continuación en la que profundizamos en estos temas, y que te recomendamos leer cuando finalices este texto. Puedes encontrarlo aquí.

 

¿Cómo se acreditan los recursos económicos y cuáles son las cantidades?

Los ciudadanos extranjeros interesados en solicitar cualquiera de las autorizaciones de residencia que permite la Ley de Emprendedores, deberán acreditar que cuentan con recursos económicos suficientes para sí mismos y para los miembros de su familia, en consonancia con las siguientes cuantías:

  1. Los titulares de las autorizaciones de residencia (cabeza de familia) deben acreditar que cuentan con una cantidad que represente mensualmente el 200 % del salario mínimo interprofesional (SMI). Dicho indicador se encuentra fijado en 2024 en 1.323 € mensuales (con prorrateo a 14 pagas anuales). Lo que significa que será necesario acreditar un mínimo de 2.646 €, o una expectativa de que recibirá mensualmente dicha cantidad. como mínimo.
  1. Cuando la unidad familiar esté integrada por dos miembros (el titular y un familiar de los que la normativa permite reagrupar), será necesario acreditar que se cuenta, además del 200 % del SMI correspondiente al titular, una cantidad extra que represente, al menos, el 75 % del SMI (992,25 €). También se requerirá un 25 % del SMI (330,75 €) por cada miembro adicional a las dos personas mencionadas que forme parte de la unidad familiar.

Para la acreditación de las cantidades señaladas se podrá emplear cualquier medio de prueba: nóminas o ingresos periódicos que se vengan percibiendo al momento de la solicitud (y que exista la expectativa de mantener), contratos firmados, etc. Es imprescindible que se acrediten en el expediente la titularidad, el origen lícito y la efectiva disponibilidad de los fondos que se empleen como medio de prueba.

 

¿Qué familiares pueden incluirse como integrantes de la unidad familiar?

Además de todo lo anterior, es importante tener en cuenta que la inclusión de integrantes de la unidad familiar está limitada a personas específicas, tal y como detallamos a continuación.

 

1. El cónyuge o persona con análoga relación de afectividad.

La normativa no habla de parejas de hecho inscritas o no inscritas, por lo que, en caso de no existir matrimonio ni inscripción formal como pareja de hecho, debe acreditarse que dicha relación análoga a la conyugal existe. Por ejemplo, con la existencia de descendencia común, con la acreditación de la convivencia (al menos un año), con manifestaciones testificales ante notario, etc.

 

2. Los hijos menores de edad o mayores que, dependiendo económicamente del titular, no hayan constituido por sí mismos una unidad familiar.

La normativa no aclara si pueden estar incluidos los hijos del cónyuge (que no lo sean del titular), o de la pareja con análoga relación de afectividad. No obstante, en nuestra experiencia y opinión profesional (y por aplicación analógica de otras normas de extranjería sobre la materia), si se acredita el vínculo y la inclusión del mismo en dicha unidad familiar deberían estar incluidos en igualdad de condiciones y derechos que los hijos del titular (cabeza de familia).

 

3. Los ascendientes a cargo que se reúnan o acompañen al titular de la autorización.

En el caso de los ascendientes, la ley tampoco restringe o especifica qué grados estarían incluidos, como sí hace en el caso de los descendientes (limitados sólo a hijos). Por lo que una estricta interpretación incluiría no sólo a los padres del titular, sino por ejemplo también a sus abuelos. Siempre y cuando se acredite que viven a su cargo y que ya formaban parte de su unidad familiar al formalizar la solicitud.

 

En todos estos supuestos se podrá solicitar la autorización de residencia (si se encuentran ya en territorio español), o visado (si se encuentran en sus países de origen). Ya sea de forma conjunta y simultánea con el titular, o sucesivamente en cualquier momento durante la vigencia de la autorización del titular.

 

¿Qué otra documentación es necesario acreditar?

Aunque los recursos económicos y la inclusión de otros familiares suelen ser los elementos clave a la hora de realizar estas solicitudes en la Ley de Emprendedores, hay otra documentación muy importante que no debemos perder de vista, ya que su no presentación o presentación incorrecta puede llevar a la denegación de la solicitud.

A continuación te damos más detalles.

 

Certificados de antecedentes penales

Las solicitudes de visados y autorizaciones de residencia deberán acompañarse de un certificado de antecedentes penales del país o países en los que haya residido durante los últimos dos años.

Adicionalmente, será necesario presentar declaración responsable de la inexistencia de antecedentes penales en los países donde haya residido durante los últimos 5 años. Como es obvio, si con anterioridad a la solicitud el solicitante sólo ha residido en su país de origen (o en un tercer país por un periodo mínimo de cinco años), esta no será necesaria.

Es muy importante conocer que la normativa recoge como excepción aquellos casos en los que la persona solicitante sea titular de una autorización de residencia o de estancia en España superior a 6 meses.

 

Seguro público o privado de enfermedad

Los solicitantes de visados o autorizaciones de residencia para emprendedores deberán contar con un seguro público o privado de enfermedad, concertado con una entidad aseguradora autorizada para operar en España.

Este seguro deberá permanecer activo durante el periodo de vigencia de la autorización, no considerándose válidos los seguros de viaje.

Si se acredita tener reconocido por cualquier causa, mediante certificado oficial del Instituto Nacional de la Seguridad Social, el derecho a la asistencia sanitaria pública, no será necesario contratar un seguro privado de enfermedad.

 

Seguridad Social

Los titulares de una autorización de residencia para emprendedores deberán cumplir con las obligaciones en materia de Seguridad Social de acuerdo con la normativa vigente, sin que exista ninguna especialidad en lo que se refiere a requisitos o procedimiento de inscripción de las empresas, altas, bajas y cotización.

Serán de aplicación las normas comunes en materia de Seguridad Social, en función del régimen en el que figuren inscritos los titulares (por cuenta ajena, o por cuenta propia).

El compromiso de cumplir con estas obligaciones se acreditará en el expediente de solicitud mediante una declaración responsable del solicitante, con carácter previo al inicio de la actividad laboral o profesional, y de acuerdo con la normativa vigente.

 

Te ayudamos a solicitar el visado o autorización de residencia para emprendedores y tus familiares

Como ya hemos tratado, nos encontramos ante expedientes administrativos que revisten complejidad, por lo que es muy importante contar con el asesoramiento profesional adecuado que garantice el éxito del trámite.

Si te encuentras en situación de solicitar estas autorizaciones para ti y/o para tus familiares, en Quintero Abogado podemos ayudarte a realizar los trámites y lograr la autorización en los plazos señalados.

Contáctanos y pide tu cita por llamada telefónica o videollamada, para que conozcamos tu caso y demos los primeros pasos para agilizar el trámite buscando cumplir tu objetivo.